LOGO UNION ACTORES 2012 VOL1 fondo blanco 1134x720 300ppp

Hace unos días la Fundación Teatro Real, una fundación en la que participan los Gobiernos de España y la Comunidad de Madrid, así como el Ayuntamiento de Madrid, lanzó una convocatoria para “las 100 plazas para ser figurante en las representaciones de Idomeneo”,como voluntarios. Sin pagarles, sin abonar la seguridad social.

A los participantes se les exige que “adquieran el compromiso” de acudir “18 días de ensayos y 9 funciones”, así como a ponerse bajo la dirección del Teatro Real, requisitos que son claramente laborales.

Para ser conscientes del volumen de la operación debemos tener en cuenta que el convenio colectivo de teatro establece que el salario mínimo de un ensayo de un figurante de teatro lírico son 42,29 euros y una función 62,10 euros. Por lo tanto, sólo en salarios, el Teatro Real se ahorrará 132.012 euros y dejará de ingresar a la seguridad social 49.505 euros. Dinero que deja de percibir la maltrecha hucha de las pensiones o que garantiza los tratamientos en caso de accidente de trabajo.

Desde la Unión hemos visto algunas promociones en las que de forma puntual, una serie u obra de teatro, se permite participar a algún fan, generalmente un día y sin mucha más obligación que pasar unas horas por allí. Nunca hemos visto estos volúmenes. No hablamos de algo sencillo si no de 100 puestos de trabajo complejos que necesitan de 18 ensayos para poder participar y por ejemplo: ¿Qué ocurrirá si hay un accidente de trabajo? Recordemos que estamos hablando de 9 funciones y 60 horas de ensayos.

Estamos ante una sustitución masiva de trabajadores con el único objetivo de evitar los costes que tiene contar con profesionales, costes que asumen todas las empresas públicas y privadas en este país.

“En un sector, el artístico, donde solo un mínimo porcentaje de sus trabajadores puede vivir de la profesión es un insulto que una institución como el Teatro Real elimine 100 puestos de trabajo”, ha declarado Iñaki Guevara, Secretario General de la Unión de Actores y Actrices. “No podremos como país hablar de Estatuto del Artista y trabajador de la cultura si por otro lado se renuncia a los elementos mínimos de profesionalidad, ¿qué acceso a la Cultura garantiza el Teatro Real con esto?”, ha subrayado Guevara.

Desde la Unión de Actores y Actrices estamos tramitando una denuncia ante la Inspección de Trabajo y de la Seguridad Social, así como una ante la Fiscalía pues, por la cantidad de dinero que se retraerá de la Seguridad Social, creemos que puede ser constitutivo de un delito contra los trabajadores. Por ello llamamos a todos los miembros del patronato de la Fundación y a los responsables del Teatro Real que recapaciten y cumplan la Ley.